Las frases del anti emprendimiento



Quizá no las hayas dicho pero las has pensado
10 de octubre


A lo largo de la semana nos damos a la tarea de compartirles frases con las que buscamos motivarlos para seguir emprendiendo, sin embargo, hay muchas otras que no deben ser nunca mencionadas por quienes desean alcanzar el éxito.
Estas frases podrían maquinar en tus pensamientos, y en los de tu equipo, ideas negativas que desfavorecen cualquier proyecto, por lo tanto, mejor no decirlas, ni de broma. Por ejemplo.
“Sólo necesito una gran idea”. Todo depende de la capacidad de ejecución, entonces el tamaño de la idea pasa a segundo plano, los emprendedores con mayor éxito en el mundo se caracterizan por contar con una gran capacidad de ejecutar ese proyecto que se les vino a la mente. Ponte en acción.
“Podría iniciar mi negocio o hacerlo crecer si tuviera el capital suficiente”. Este es el pretexto más común entre las personas con falta de potencial, los emprendedores deben comprender que la falta de capital es una de las dificultades que se presentarán continuamente, por lo tanto más vale seguir trabajando.
“Quiero hacer lo que me dé dinero”. Aunque esto pudiera sonar como lo más lógico al poner en marcha un proyecto de negocio, un emprendedor debe estar preparado emocionalmente para la carga de trabajo que se requiere, así como para tener un mal día, por lo que más vale que estés seguro de que esta es tu verdadera pasión.
“No es un buen momento para iniciar un negocio”. En realidad, no es que haya un buen momento para iniciar tu negocio, seguramente si miras tu reloj y tu bolsillo te darás cuenta de es difícil saber si se tiene el tiempo y el dinero necesarios, líbrate de dudas, ahora es cuando.
“Puedo solo”. Claro que lo harás, pero el trabajo en equipo trae consigo beneficios que te causarán mayor satisfacción además, ir acompañado te llevará más lejos sabiendo que siempre cuentas con un apoyo.
“Me enfoco en la big picture, no entro en los detalles”. Está bien, siempre y cuando no te olvides de los detalles, en el ejercicio de emprender, los habrá y muchos, no los pases por alto, dale la relevancia que se merece cada uno pero enfócate sólo en los que eres capaz de entender.
“Ya entendí todo”. En realidad no hay nadie que lo sepa todo, lo bueno de esta vida es que diario se aprende algo nuevo, incluso si llevas años en el negocio o en una industria, creer que se domina algo por completo, es el primer paso para el declive.
“Si lo dicen, debe ser cierto”. A esta frase le dedicamos una de nuestras favoritas “Creíamos que era imposible, hasta que lo logramos”.
Con información de Milenio